Otherworld Nation Founding Chronicles – Episodio 70: La Guerra de los 7 Días VII

Traducción: Shimofu

Edición: xx

~~~

Para mí, las condiciones ganadoras son que me convierta en Rey y que Julia se convierta en mía.

No es que estas condiciones sean difíciles de lograr.

Si me hubiera casado a la fuerza con Julia, incluso sin algunos logros en mi haber, me convertiría en rey.

El verdadero problema es lo que viene después.

Como era de esperar, quién seguiría como nuevo rey a un extraño cuya habilidad ni siquiera conoces.

Además, ¿Regal DeBell simplemente se sentaría en silencio y permitiría que eso sucediera?

La respuesta es no.

Caeremos en la guerra civil.

Para obtener la paz después de la victoria, es necesario que gane esta guerra civil.

La condición de victoria de esta guerra civil es obligar a todos los miembros del clan a someterse a mí.

No es necesario destruir a Regal. Estaría bien si él simplemente se sometiera a mí. Eso sin embargo es imposible.

Ahora bien, será una guerra civil pero….

Ganar no será difícil.

Territorios de la corona rosita, soldados reales, más soldados de Ars.

Si agrego todo esto a los soldados de las facciones Ars, entonces todos serían suficientes para derribar a la facción DeBell.

Sin embargo, ¿otro problema es hasta cuándo demonios debo pelear hasta que pueda considerarse una victoria? Además, me arriesgaré al agotamiento.

No es como si pudieras identificar claramente al enemigo.

Existe la posibilidad de que algunas personas en la facción Ars puedan sentirse incómodas viéndome en el trono y traicionarme.

También hay personas de la facción Neutral que continúan dando respuestas vagas cuando se les pregunta a quién apoyarán.

No podrás saber a quién demonios apoyarían … o cuando traicionarían a alguien.

También se dice que el límite de tiempo hasta que un país extranjero pueda intervenir es de alrededor de un mes.

¿Terminará realmente en solo un mes?

Será un desastre si otro país interviene.

El Reino Belvedere, el Reino De Morgal, el Reino Ebill, la tribu Equus …

No se contendrán. Bajo el pretexto de la expropiación, probablemente vendrían y robarían hasta agotar las provisiones de alimentos del reino; y luego secuestrar, vender a la esclavitud a nuestros ciudadanos atrapados en la confusión.

En lugar de la guerra, probablemente se centrarían en hacer esas cosas.

En primer lugar, el campo de batalla de una guerra civil es, naturalmente, el propio país. Estarías quemando la tierra de tu propio país y harías que los soldados de tu propio país se maten entre sí.

Eso es una guerra civil.

Después de que esto termine, me pregunto qué me quedará en mis manos.

En cuanto a mí, lo que es necesario no es la victoria. La victoria es sólo el requisito previo.

Más que eso, necesito ganar mientras se limita el daño, se limitan las muertes y, si es posible, sin causar la guerra. Eso es todo al respecto.

Para lograr eso, necesito logros dignos de la realeza. Tendré que atacar preventivamente a la Facción DeBell. También necesito una causa justa para hacer precisamente eso. Además, debo preparar a mis tropas sin dar, en la medida de lo posible, a la facción DeBell la oportunidad de prepararse.

Con eso, el nivel de dificultad ha aumentado en un golpe.

En esta guerra con el Reino de De Morgal, lo que quería era un logro digno de la realeza.

Sin embargo … Para recibir un golpe repentino de buena suerte como este. Bueno, no, en realidad lo hice por la fuerza.

Nunca pensé que sería capaz de poner todas las cosas en su lugar con éxito.


Quinto día

Los 1000 soldados restantes del ejército de Rosyth salieron rápidamente del territorio de la Blusa.

Entonces, inmediatamente llegan al territorio de Ars.

Fueron recibidos con vítores y aplausos por parte de los ciudadanos del Territorio de Ars.

“Entonces, Ron. Te daré 500. Mantente en estado de alerta aquí en el territorio de Ars “.

“Entendido.”

Extraigo temporalmente 500 del ejército de Rosyth y se los asigno a Ron.

Entonces, hablo con Muzio.

“Oye, ¿te vas a casa ahora?”

“¿NORTE? El contrato ha terminado así que nos vamos a casa. ¿Sería mejor si nos quedamos?

“No, está bien si vas a casa … Sin embargo, si te quedas, prometo mostrarte algo aún más interesante”.

Me reí con una sonrisa.

Muzio asiente con una expresión perpleja en su rostro.

“Entiendo. Entonces nos quedaremos un poco más. Bueno, todavía hay la concesión de honores, después de todo. No podré irme a casa sin el gran momento de mi amigo ”.


Sexto día

Por fin, el ejército de Rosyth ha llegado al Palacio Real de Rosyth. Los ciudadanos los acogen con gran aplauso.

“¡Como se esperaba de Lord Almis!”

“Iya, que maravilloso !!”

Aquí vienen los antiguos hombres de facción DeBell que corren al lado de Almis. Son hombres de clanes que ni siquiera participaron en la guerra. Habían oído hablar de la victoria del ejército de Rosyth, así que cambiaron de bando de inmediato.

Mientras trata cortésmente con ellos, Almis tiene audiencia con el rey. Están rodeados por los miembros del clan que participaron en la guerra, sus familias, los antiguos guardabosques de DeBell y los miembros de la facción de DeBell que vinieron a esperar y ver cómo iban las cosas.

Además, están rodeados por los ciudadanos que viven cerca del palacio.

“Ahora bien, oh Almis Ars. Has enfrentado grandes dificultades en esta guerra. ¿Qué deseas como recompensa?

“Bien entonces…..”

Mientras es atendido por los miembros del clan, Almis declara firmemente:

“Deseo la mano de la princesa Julia, este país, y la corona”.

Los hombres del clan se callan.

El rey Rosyth inmediatamente entrega su corona, cetro y manto a Julia, que está de lado.

Entonces, la empuja por detrás y declara:

“He aquí, toma lo que quieras”.

Almis se apresura a acercarse a Julia y la besa sin preocuparse por las miradas de la gente.

“Con esto, te has convertido en mío. Nunca te dejaré ir, ¿sabes?

“…….Sí. Lo sé.”

Julia sonríe dulcemente.

Almis luego toma la corona y el cetro mientras Julia le pone el manto en la espalda.

Luego se para ante los grandes miembros del clan.

Levanta su cetro y se encuentra con grandes vítores.

“¡Viva el nuevo rey!” ¡Viva el nuevo rey! ”

Los miembros del clan que sabían de antemano la sucesión de Almis lanzan vítores y aplausos.

Las facciones neutrales se quedan con expresiones desconcertadas, mientras que las chaquetas muestran su alivio de que sus decisiones fueron correctas.

Finalmente, los miembros del clan de la facción DeBell estaban furiosos.

Luego Almis golpea violentamente el bastón contra el suelo.

Todos se callan.

“Damas y caballeros. La guerra aún no ha terminado. Todavía tenemos que purgar nuestro país con el ejército de De Morgal desde dentro. ¡Lord Carlo!

“Sí, sí, el rey Rosyth”. [TLN1]

Carlo da un paso adelante con una cara aparentemente irritada. Uno por uno, lee nombres. Son nombres de miembros de la facción DeBell encabezados por el propio Regal. No se leyeron los nombres de las chaquetas.

Una gran parte de ellos no estaban aquí, pero aquellos cuyos nombres fueron citados mostraron expresiones incómodas que se preguntaban acerca de lo que estaba sucediendo.

Tetra, con una cara inexpresiva, se adelanta para declarar:

“Los nombres mencionados anteriormente son personas que han vendido este país al Reino de De Morgal y se han asociado en secreto con nosotros contra nosotros. En otras palabras, son traidores. Ahora bien, ¿qué vamos a hacer con ellos, el rey Rosyth?

Almis se ríe y responde.

“La pena por traición es la muerte. Eso es natural, ¿sí?

Inmediatamente, el número de chaquetas DeBell se multiplicó corriendo hacia Almis para aferrarse a la misericordia.

Ellos entendieron que debían ser ejecutados y, por lo tanto, inmediatamente pasaron la cerca en la confusión.

“¡Es un malentendido! ¡Apoyamos humildemente la sucesión del nuevo rey! ¡Viva el nuevo rey! Largo li …

La cabeza de un abrigo va volando.

Bartolo saca la primera sangre.

“Lo siento, pero no hay asientos disponibles para ti en este barco”.

La cabeza del hombre del clan cae como una pelota.

Todos los traidores de los clanes de DeBell, que fueron testigos de ello de manera simultánea e inmediata, corrieron por sus vidas.

Sin embargo, son interceptados por guardias imperiales que se disfrazan de ciudadanos.

Uno por uno, fueron ejecutados.

Almis examina a los otros miembros del clan agobiados por el miedo.

“Ahora bien, ¿hay alguien aquí que se sienta insatisfecho con mi sucesión?”

Nadie responde.

“¿Hay alguien aquí que sea traidor?”

Nadie responde.

“¿Hay alguien aquí pensando en ayudar a los traidores?”

Nadie responde.

“Bueno, entonces, ¿hay alguien aquí que se oponga a que los traidores sean ejecutados comenzando ahora?”

Nadie responde.

Almis asiente con satisfacción.

“Bartolo! Raymond!

Almis convoca a los dos.

Los dos criados se arrodillan frente a Almis.

“¿Cuál es tu deseo, oh nuestro rey?”

Almis declara mientras mira a los dos.

“Todos los soldados aquí están juntos con 6.000 efectivos. Bartolo, Raymond, te daré a cada uno mil soldados. Ve y mata a todos los traidores. Tomaré las 4,000 restantes y mataré a Regal DeBell “.

“¡¡Sí señor!!”

Los dos inclinan profundamente sus cabezas.

Entonces, Bartolo le pregunta a Almis.

“Por cierto, nuestro estimado rey. ¿Estaría bien para nosotros ejecutar hasta nueve grados de los parientes de los traidores?

“Sí, no habría ningún problema con eso”.

“¿Incluso mujeres y niños?”

“Mientras estén dentro de los nueve grados de consanguinidad”.

Bartolo asiente, satisfecho con la declaración de Almis.

Así, Almis se apresura hacia Muzio.

Muzio, naturalmente sorprendido, no puede dejar de mostrar una expresión de asombro.

“Mi querido amigo. Ciertamente, el próximo rey también hereda nuestra alianza, ¿sí? Bueno, entonces, ¿no vendrás a trabajar para mi país una vez más?

Muzio se ríe y responde.

“¡Naturalmente! Mi querido amigo. ¡¡Derrotemos a nuestros enemigos juntos !!

Así, la Guerra de los Siete Días.

El sexto día termina y el séptimo día comienza.


Anterior // Indice // Siguiente


Originalmente traducido por: Isekai Shousetsu

NT INGLES “son notas que deja el traductor de japones a ingles”

NT “Notas de Traductor”

NE: “Notas del Editor”

NT: Si ves algún error con la traducción en la gramática, no olvides que puedes dejármelo en los comentarios, lo que me ayudaría mucho con la calidad del contenido… que tengas un buen día y disfruta la lectura.

4 comentarios sobre “Otherworld Nation Founding Chronicles – Episodio 70: La Guerra de los 7 Días VII

  1. Un rey solo debería usar la crueldad como carta para eliminar corrupción etc. únicamente una vez. Parece que Almis ya la está usando en esta guerra, pero no me esperaba que también eligiera eliminar los niños aunque lo comprendo. Creía que los capturaria y los tendría bajo control como mucho.

    Gracias por el capítulo.

    Le gusta a 1 persona

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s